TRAMIDE denuncia la falta de medidas del ROTT frente a las falsas cooperativas.

5 julio, 2019
En los últimos años las prácticas fraudulentas en el transporte terrestre han cobrado una gran importancia. Las llamadas “falsas cooperativas del transporte”  constituyen uno de los mayores peligros a los que se enfrenta el sector del transporte por carretera.

Ante la pasividad de numerosas asociaciones, la Asociación de Transporte Discrecionales de Mercancías de Aragón (TRADIME)  ha decido actuar y denunciar ante el Tribunal Supremo el articulo del nuevo reglamento de la ROTT  que exige el título de Bachillerato o de Formación Profesional para poder optar al título de transportista. Según han publicado en un comunicado, estos nuevos requisitos les parecen “desproporcionados y contrarios al orden jurídico”, ya que “vulneran la libre elección de profesión”. Según palabras de su presidente José Antonio Moliner, “el examen para la obtención de este certificado ya es bastante exigente. Por lo que debería ser más que suficiente para realizar el filtro para entrar en esta profesión”.

El TRAMIDE también critica que este requisito puede ser una “puerta abierta”  a las falsas cooperativas de trabajo, a las que no les pone ningún tipo de traba. “Estos falsos transportistas acceden al sector sin ninguna titulación, engañados pensando que van a ser transportistas de verdad”, añade.

También ha hecho hincapié en que “nadie ha comentado que con el nuevo ROTT estas falsas cooperativas continúan sin ningún tipo de impedimento para que sigan con su competencia desleal y eso lo que realmente nos importa (…), luchar contra estos fraudes”. Según datos de la propia TRAMIDE ya son más de 11.000 camiones detectados en falsas cooperativas.

Otras organizaciones que la ROTT ha pasado por alto son las llamadas “empresas buzón” de Europa del Este y Rumania. En su comunicado, la Asociación de Transporte Discrecionales de Mercancías de Aragón, ha puesto de manifiesto que también se debería luchar contra estas, tal y como hace Francia con la Ley Macron, ya que tanto estas empresas como las falsas cooperativas, solo hacen que se incremente la competencia desleal dentro de este sector.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: Todo transporte , El vigía